8bit Doves – Un guiño al pasado

Si eres de los que creciste en los 80s seguramente recordarás el Game Boy original, con su pantalla monocromática y muchos juegos que por fin podías llevar a todos lados sin tener que esperar a que te dieran permiso de usar la única TV de la familia para poder jugar videojuegos.

8bit Doves apela a esa nostalgia y nos ofrece un juego para iOS y Android emulando esa interfaz grisácea-verdosa en 8 bits y con un sistema de juego muy atinado para este tipo de pantallas táctiles un poco al estilo de Flappy Bird pero sin ser tan monótono ni desquiciante ya que los stages son cortos y van aumentando su dificultad al ir avanzando por ellos.

La temática es muy simple:

Atrapado en un mundo virtual de una consola portátil ancestral, estás forzado a vivir un sueño interminable en un mundo de pixeles con solo 4 tonos. Doves (en español su nombre se traduce como Palomas) ha tomado un palomar como tu prisión y piensa que tú no lo sabes, esas son las claves de tu supervivencia. El subconsciente de Doves lo inspira a tener sueños de volar, así que toma los cielos atraves de los laberintos de tu imaginación y encuentra la salida.

Al principio puede ser un poco difícil en lo que te acostumbras a los controles, los cuales son muy cómodos, pues se trata solo de 2 botones, los cuales son en sí la mitad de la pantalla cada uno, así que no tienes que estar al pendiente de si estás tocando donde debes.

En este momento (19/3/15) se encuentra gratis en la App Store de iOS por lo que les recomiendo se hagan de este juego.

En el caso de Android tiene un costo de $43 MX en el Play Store.

Y tenemos el archivo apk completo para Android para que lo puedas probar antes de comprarlo.

Una vez que lo jueguen platiquenos en la sección de comments si les gustó o no y hasta donde llegaron o en cuanto tiempo lo terminaron.

maxresdefault

8bitDoves

EduCabrera (287 Posts)

Fundador de Geekdron, desarrollador web, desintegrado, geek, twitero, panbolero y basquetbolista, amante de toda la tecnología que no puede comprar.


 

 

 

O ¿tú qué piensas?